sábado, 27 de abril de 2013

Salida 56 km Roquetas-Costacabana-Roquetas

Desde que me inscribí a la prueba cicloturista Martin Oliver, no había podido salir ni un rato a darme una vuelta con la pequeñaja, y como a "perro flaco todo son pulgas", la bicicleta de spinning la tengo rota a espera de reparación. Además, con el tiempo inestable que estamos teniendo no había manera, y parezco un león enjaulado, pero ayer después de trabajar asomó un claro y justo después de comer me puse la ropa ciclista y me fui a pedalear.

Aunque estaba algo nublado, no daba lluvía y la temperatura era agradable, unos 20º C. Soplabla levante, así que enfilé hacia Almería. Era el primer día que salía después de haberle quitado los guardabarros e iba pensando ya verás como ahora se pone a llover y me acuerdo de ellos, pero no llovío.

Se notaba el parón, las piernas iban pero estaban algo empastadas, así que aproveche para rodar y que se fuesen soltando, ya que este mes de mayo no me puedo permitir el lujo de tener parones.

Llego a Costacabana en una hora de reloj, la cosa ha ido muy bien, pero claro llevaba el viento algo a favor, a partir de ahora me toca llevarlo de lado y muchos tramos en contra, pero la tarde está abriendo y luce un sol que anima a seguir disfrutando de una tarde de bici.




La vuelta se hace agradable, algo pesada, pero cuando me doy cuenta veo Aguadulce y un mar azul al horizonte, no puedo remediarlo y paro en un mirador para hacer unas fotos a la pequeñaja.



Tarde espectacular para ciclismo, al final me han salido 56 kilómetros en 2 horas y 10 minutos a una velocidad media de 25.9km/h.