viernes, 21 de marzo de 2014

El Camino de Santiago en Brompton

Hablar del Camino de Santiago en un blog de bicicletas no resultaría extraño, pero hablar de él en un blog de bicicletas plegables si resulta extraño, y si además se habla de hacerlo en una bicicleta Brompton, entonces ya es muy, muy extraño.

El Camino de Santiago, en todas las variantes que queramos mencionar, es una verdadera aventura cicloturista por muchos factores. Entre esos factores está la distancia en kilómetros, en muchas de sus variantes por encima de los 1000 kilómetros. La variedad orográfica, pasando de eternas rectas a interminables puertos de montaña. La climatología, con calor extremo a jornadas de constante lluvia. Sea como fuere, es una aventura ciclista, que si además se realiza sobre una bicicleta Brompton, se magnifica aún mas. Aunque es una bicicleta muy resistente y que puede soportar casi todo, el someterla a carga constante, días de lluvia, sol, polvo, barro, y contar con solo 6 velocidad hacen que para todos los que adoramos el cicloturismo, este Camino sea la guinda del pastel.

Desde muy joven este Camino ha sido mi asignatura pendiente y año tras año se ha ido postponiendo y ahora que estoy mas que cuarentón, y tras ver como otros compañeros bromptonautas lo han realizado con gran éxito, más ansiedad me provoca el poder hacerlo. Como de momento no hay un proyecto concreto, o por lo menos oficial con luz verde completa familiar, me conformo con disfrutar con las crónicas de los que ya lo han realizado y con sus experiencias y sensaciones.

La primera crónica que encontré al respecto, cuando ya andaba con mi Dahon Speed TR y pensaba en la viabilidad de poder hacerrlo sobre una bicicleta plegable, fue la de Sultans que en el 2009 hizo el Camino Francés con su Brompton M6R. Para su Camino usó la bolsa de carga frontol y mochila sobre el portabultos.


La siguiente crónica que cayó en mis manos fue la Cedrik, que en el año 2012 completo la parte del Camino de Zamora a Santiago de Compostela en su Brompton P6R, utilizando bolsa de carga frontal, y saco hermético para el resto de las pertencias sobre el portabultos. También le añadió al manillar type P unos avances para mejorar la posición de las manos y un doble plato de 40 dientes que cambiaba de forma manual para los puertos.





El compañero bromptonauta Elbis hizo el Camino de Santiago del Norte a finales del mes de agosto en su Brompton M6L con plato de 50 dientes. Para su aventura utilizó bolsa de carga frontal y un portabultos de tija donde acopló mochila con apoyo a la tija.







Durante la segunda quincena de septiembre de 2013 PepeGe completó el Camino Francés en su Brompton P6R con plato de 44 dientes, dinamo, bolsa de carga frontal y bolsa rack. 






Otro compañero bromptonauta, Javyllera que con una Brompton M6L, con bolsa de carga frontal, portabultos de tija como el sistema usado por Elbis y bolsa tipo rack, plato de 36 dientes y modificación artesanal de 3 piñones, hizo el Camino Francés durante el mes de octubre de 2013.






Finalmente, Elbis, haciendo el más difícil todavía, intentó en diciembre y no pudo a causa del mal tiempo, El Camino Mozárabe, dejándolo en Zamora tras aguantar una ciclogénesis explosiva.