miércoles, 5 de febrero de 2014

El abuelo de los cambios internos: Sturmey Archer AW 3v

Ahora que tengo una bicicleta Brompton equipada con su buje interno Sturmey Archer BWR estoy disfrutando verdaderamente de un magnífico cambio interno sencillo, robusto, algo tosco y casi sin mantenimiento. Me curioseaba como un cambio de estas características podía ser casi de principios de siglo XX. Al investigar un poco sobre el tema me iba dando cuenta que había encontrado el tipo de cambio fiable y sin complicaciones que siempre había querido tener.
 
Los archi conocidos y legendarios bujes Sturmey Archer fueron diseñados en 1902 por un maestro de escuela, Henry Sturmey, y un ingeniero, James Archer. Ambos fundaron la compañía Sturmey-Archer en Nottingham (Inglaterra) bajo la dirección de Frank Bowden, el principal propietario de la famosa empresa de bicicletas británica Raleigh, dedicándose desde entonces, principalmente,  a la fabricación de cambios internos en el buje para bicicletas. 

Primer buje interno Sturmey Archer de 3 velocidades de 1902
Imagen corporativa Sturmey Archer 1914


El producto más ampliamente conocido de Sturmey-Archer ha sido el cambio interno Sturmey Archer AW de 3 velocidades con un rango de 75%-100%-133.3%, lanzado al mercado en 1936 y que con pequeñas variaciones siguió fabricándose durante casi 70 años. La idea es sencilla, es un sistema análogo al cambio de bicicletas externo, pero usando engranajes como en una caja de cambios de moto o coche. Los cambios internos funcionan por engranajes planetarios, lo que significa que la parte exterior de la unidad del buje (que se adjunta a los radios) hace que cambie de velocidad con respecto al piñón de la rueda trasera, dependiendo de que marcha se seleccione.

http://sheldonbrown.com/sturmey-archer.html#aw

http://sheldonbrown.com/sturmey-archer/aw.html 











El hecho de que un producto haya estado tantos años en fabricación y que aún hoy haya modelos basados en ese mismo sistema como ocurre con el Brompton Wide Range (BWR) ha puesto de manifiesto su extremada dureza, fiabiliddad de funcionamiento y su facilidad de mantenimiento. Una concepto de cambio interno sencillo, fácil de reparar y que han heredado los nuevos cambios Sturmey Archer con rangos de 177% para un ciclismo urbano minimalista y sin mantenimiento o que combinado con dos o tres piñones pueden ofrecer rangos aptos para modalidades como el cicloturismo. El concepto de que lo bien hecho y que funciona es mejor no tocarlo nos permite llevar una transmisión con estética del siglo pasado pero con prestaciones similares a grupos modernos de altísima tecnología

http://chestercycling.wordpress.com/category/sturmey-archer-aw/

Sturmey Archer AW 3v
Sturmey Archer BWR 3v