lunes, 19 de junio de 2017

Manillar compact: recomponiendo la postura

Llevaba tiempo buscando mejorar la posición en la bicicleta, la zona de las manos y cervicales no terminaba de ser lo confortable que yo quería. A pesar de poder rodar con la actual configuración (manillar clásico y manetas Dia Compe non aero) en salidas de mas de 5 horas, los dolores en muñecas y molestias en cervicales iban en aumento. La solución ha pasado por un cambio drástico y paso a manillar tipo compact.


En un primer momento cuando decidí utilizar la Old Razesa como bicicleta de carretera, adapté el manillar de curva clásica con unas manetas de freno modernas Tektro Rl340 consiguiendo una mejora sustancial.



Más tarde, coloqué unas manetas de freno de estilo clásica de la marca Dia Compe non aero mejorando el aspecto estético. Sin embargo, a pesar de tener un agarre muy agradable, hacía que alargara la espalda para poder cogerlas completamente con su consecuente sobrecarga.



Para solucionar este problema manteniendo manillar y manetas pensé en acortar la potencia para acercar la posición de manos encontrando una potencia clásica de la marca Brick Lane Bikes BLB de 70 mm.



Tras interesarme algo por el tema descubrí que este problema de ergonomía le ocurre a muchos ciclistas y que actualmente se resuelve cambiando el tipo de manillar, colocando uno del tipo compact con menos alcance y caída, en vez de reducir la potencia.



Me he puesto manos a la obra y el intentar conseguir un manillar tipo compact en medida 25.4mm no ha resultado nada fácil. Los pocos que aparecían eran en color negro y al final he tenido que recurrir a uno de la marca Somafab, modelo Highway One Bar en medida de 26 mm en color plata.





Una inmediata mejora al tener 75mm de alcance con respecto a los 100mm del anterior. Pero al reducir la zona de alcance a las manetas de freno no podía mantener la potencia de 70mm, que además era para manillares de 25.4, por lo que necesitaba una potencia nueva de 26mm. La candidata elegida fue de la marca Dia Compe, modelo Gran Compe XL, de 80mm de alcance y caña de 180mm. La potencia es muy ligera y con un acabado brillante impecable. Transmite una terminación de calidad a cualquier bicicleta que la monte. El extra de 180mm de caña ofrece unos 50mm de añadido con respecto a las cañas de potencias habituales.






En primer lugar he colocado las manetas de freno clásicas non aero Dia Compe para ver si a pesar de reducir en 4 centímetros la distancia resultaban cómodas. Estéticamente me ha encantado el resultado, pero en la práctica y tras varias salidas he debido cambiarlas, ya que estas manetas están diseñadas para manillares clásicos y en estos tipo compact queda muy oprimida la palma de la mano contra la goma, quedando muy poca zona de apoyo palmar exterior.




Con mucha pena quité las manetas clásicas non aero y he vuelto a colocar las originales Tektro RL340 en color negro. En esta ocasión y aprovechando el cambio he probado una nueva cinta de manillar de la marca Somafab modelo Thick and Zesty en color negro que tienen un tacto espectacular, rugoso con sensación de tejido de algodón. El resultado me gusta mucho y tras probarla en la carretera las sensaciones han sido muy buenas desde el primer momento. Aunque es algo prematuro obtener unas conclusiones definitivas, parece que la solución de reducir el tamaño del manillar es la correcta para corregir esos problemas típicos en cervicales y entumecimiento de manos.